Cambios cognitivos y cumplimiento de los deseos de año nuevo *****

       
       
 

El hecho de que se modifique la fecha del año, que un 13 pase a un 14, nos hace pensar en un cambio. Se mueve un número que duró doce meses y nos da por recopilar la experiencia y decir: "este año yo… este año yo no…".

Se mezcla con fiestas que conmemoran no sólo la Navidad sino precisamente el cierre del año que ahora se llama "viejo" para dar entrada a uno "nuevo".

Imaginamos que somos otros, que somos nuevos, que podemos terminar etapas y empezar aquéllas cosas que hemos pospuesto o deseado mucho tiempo. Miramos calendarios, nos proponemos vacaciones, recordamos los deseos de tener algunas cosas, quisiéramos dejar de lamentarnos de otras.

Muy empujados por el entorno de "cierre" con mucha comida, fiestas y bebidas (así suelen ser los festejos, no?) y muchas veces incluso por las presiones que estas fechas tienen para algunos de nosotros por que confrontamos alguna carencia económica, amistades y enemistades, disfunciones familiares, mal aspecto físico, imposibilidad de disfrute y sensaciones de felicidad y fracaso, decidimos que es momento de planear ser distintos en algunos sentidos.

Sabemos por que lo escuchamos muy a menudo, que nos proponemos intentar no comer descuidadamente, hacer ejercicio, dejar algunos vicios, saldar cuentas atrasadas, comprar viviendas, equipos, ropa, dejar compañías dolorosas, cambiar de trabajo, ser menos mal humorados y todas las peculiaridades personales que se les ocurran.

Las investigaciones con respecto al cumplimiento de los propósitos de inicio de año son desalentadoras, incluso en los primeros siete días se han abandonado ya varios de ellos. Por qué sucede eso?

La causa fundamental, a mi entender, es que es extremadamente difícil dejar de hacer algo o hacer algo nuevo y diferente cuando la mayoría de las circunstancias externas e internas siguen siendo las mismas. Es difícil desprenderse del contexto usual y comportarse distinto.

Por esto, creo que la preparación interna para el cambio, la creación de condiciones apropiadas para ello, son de fundamental importancia para lograr actitudes y conductas nuevas en todos los ámbitos.

Nuestros hábitos de pensamiento, modificados, lograrán acercarnos al estado motivacional que se precisa para generar alguna DIFERENCIA en la vida.

 

 

 
   
       
       
Anuncios

One thought on “Cambios cognitivos y cumplimiento de los deseos de año nuevo *****

  1. Muy ciertos tus comentarios, es difícil realizar algo nuevo pues nos da temor y el camino se nos hace imposible, cuando queremos hacer algo nuevo o cambiar nuestros hábitos o conductas o modificar cierta situación porque ya lo refiere el dicho que “si las cosa fueran fáciles cualquiera las haría”. y que si perseguimos un sueño hay que luchar hasta lograrlo, el cual fue creado en nuestra imaginación y pensamiento, por eso debemos de ser perseverantes y constantes y un pequeño cambio hará la diferencia y debemos buscar de manera constante esas motivaciones.. Ser un poco como los niños perseguir nuestras metas hasta lograrlas.
    Saludos y un abrazo!!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s